Las registradoras fiscales son ideales para negocios pequeños y tiendas que serán atendidas por su dueño. Hay registradoras portátiles, como son la Elcom y la Ipalm y fijas con cajón de dinero como la Aclas.

Si tienes dudas de cual es la más idónea para tu negocio te asesoramos con mucho gusto y sin compromiso.